En la era digital, la Generación Z ha adoptado la Inteligencia Artificial (IA) como una aliada clave en sus esfuerzos educativos y profesionales. Desde simplificar tareas hasta personalizar experiencias, los jóvenes de hoy están transformando la forma en que estudian y trabajan gracias a la influencia omnipresente de la IA.

Asistentes Virtuales: El Tutor Personalizado del Siglo XXI

La utilización de asistentes virtuales es moneda corriente entre los jóvenes que buscan respuestas inmediatas y apoyo en sus estudios. Estos asistentes, alimentados por IA, no solo responden preguntas sino que también ofrecen explicaciones detalladas y personalizadas, adaptándose a los estilos de aprendizaje individuales y proporcionando un tutor virtual disponible las 24 horas.

En cuanto a las funciones cotidianas donde la inteligencia artificial desempeña un papel destacado, el 74% de los encuestados destaca su utilización en la creación de fórmulas de Excel y la manipulación de hojas de cálculo. De cerca, el 73% menciona que recurre a la IA para redactar correos electrónicos y generar contenido para plataformas de redes sociales. Los siguientes lugares en la lista de actividades que aprovechan las herramientas de IA, como el innovador ChatGPT, incluyen sesiones de lluvia de ideas y potenciación de la creatividad, con un 72%, y los procesos de revisión de documentos, tales como informes o currículos, con un sólido 71%. Estos hallazgos salen del informe “Future of Work” elaborado por ServiceNow.

Herramientas de Escritura Asistida: La Magia de la Edición Inteligente

Con estos datos mostrados anteriormente es claro que los jóvenes escritores se benefician de herramientas de escritura asistida por IA que van más allá de la corrección gramatical. Estas herramientas sugieren mejoras en la estructura, estilo y elección de palabras, permitiendo a los estudiantes perfeccionar sus habilidades de redacción con el apoyo de la inteligencia artificial. Y no solo desde la gramática sino desde la creatividad de sus contenidos, aportándole un ida y vuelta fructífero para la mejora del mismo.

Inteligencia Artificial: Un Socio Transformador.

La afirmación de que la inteligencia artificial no pretende reemplazar el trabajo, sino potenciarlo, abre un horizonte fascinante en la intersección entre la tecnología y la productividad humana. La inteligencia artificial se presenta como una herramienta que, en manos hábiles, puede catalizar el rendimiento laboral o estudiantil de maneras revolucionarias.

La clave radica en la capacidad de cada individuo para comprender y aprovechar las capacidades de la inteligencia artificial en su ámbito laboral. La tecnología no es un sustituto, sino un socio, destinado a trabajar en colaboración con las habilidades humanas, complementando y optimizando procesos. El desafío, por lo tanto, radica en la capacitación y adaptación constante para incorporar estas herramientas de manera efectiva.

Generación Z: Exigiendo Innovación en los Servicios Financieros mediante IA.

En este contexto, el cambio en la forma de interactuar y obtener respuestas desafiará aún más las expectativas actuales y futuras de los jóvenes con respecto a los servicios que contratan, especialmente en el ámbito financiero. Su perspectiva hacia la industria debería impulsar una mayor exigencia en áreas clave donde la IA aportara mucho valor:

  1. Análisis de Datos y Predicción: En la era de la información, la Generación Z busca no solo acceder a datos, sino también a insights significativos. En el ámbito financiero, la capacidad de realizar análisis de datos y predicciones se convierte en un requisito esencial.
  2. Asesoramiento Financiero: Modelo de atención y asesoramiento cada vez más inmediato, inteligente y capaz de responder con mayor potencia, personalización y velocidad: Mayor desarrollo y crecimiento de Chatbots inteligentes
  3. Prevención de Fraudes: En un mundo cada vez más interconectado, la seguridad financiera se ha convertido en una prioridad fundamental para los consumidores jóvenes. La Generación Z, criada en un entorno digital, valora la prevención proactiva de fraudes.
  4. Procesamiento del Lenguaje Natural (PLN): Los jóvenes consumidores buscan una experiencia bancaria que hable su idioma. Con el Procesamiento del Lenguaje Natural, las instituciones financieras pueden ofrecer interacciones más naturales y comprensibles.
  5. Personalización de Productos y Servicios: La Generación Z está acostumbrada a la personalización en todas las áreas de su vida, y los servicios financieros no son la excepción. Exigen productos y servicios adaptados a sus necesidades específicas.
  6. Automatización de Procesos: Los jóvenes valoran su tiempo y buscan eficiencia en cada aspecto de su vida, incluyendo las transacciones financieras.
  7. Análisis de Sentimiento del Mercado: La Generación Z es altamente influenciada por la información en las redes sociales. Exigen que las instituciones financieras estén alineadas con las tendencias del mercado y las opiniones de la comunidad.

Por Team Brain Network, Dic 2023